lunes, 11 de octubre de 2010

característica de la ciencia

Desde que el hombre ha habitado este planeta siempre ha buscado la forma de sistematizar el conocimiento, esto podemos observarlo en los dibujos que los pueblos del paleolítico pintaban en las paredes de las cuevas; los mismos incorporaban datos numéricos y diferentes objetos. Los testimonios escritos más antiguos de investigaciones científicas rústicas proceden de escultura mesopotámicas y se relacionan con observaciones astronómicas, síntomas de enfermedades o sustancias químicas; más tarde aparecieron las tablas matemáticas (con caracteres cuneiformes).


Los babilonios estaban al tanto del famoso teorema de Pitágoras y esto se pudo comprobar al encontrar tablillas con ecuaciones cuadráticas del año 2000 a.C.; en el Valle del Nilo se encontraron papiros que contienen información sobre cómo curar heridas y enfermedades y las ecuaciones que debían realizarse para hallar el volumen de la parte específica de una pirámide. Como observamos, la ciencia es una disciplina que se mantuvo al lado del hombre casi desde su existencia; siglos más tarde ésta fue avanzando hasta alcanzar lo que se denomina como “teoría científica”. La misma estuvo a cargo de uno de los primeros sabios griegos que había empleado gran parte de su tiempo en la investigación de fenómenos naturales durante el siglo VI a. C., estamos hablando del filósofo Tales de Mileto. Él fue quien introdujo el concepto de que la Tierra era un disco plano el cual flotaba en el elemento universal, el agua. Cuando debemos hacer hincapié en la definición de ciencia no podemos olvidarnos de la matemática, ya que el 70% de ésta limita e influye a los diferentes procedimientos y teorías científicas. Pitágoras fue el que estableció los primeros conceptos matemáticos en la ciencia; los eruditos de su escuela hacían referencia a una Tierra esférica que se movía en una órbita circular alrededor de un fuego central.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada